El Gobierno del Estado cuenta con un fondo de más de 18 millones de pesos para una primera respuesta en caso de emergencias por el huracán Beryl.

La titular de la Secretaría General de Gobierno (SGG), María Fritz Sierra, dijo que continúa la vigilancia de la evolución y trayecto del ciclón.

Durante la sesión extraordinaria del Comité de Emergencias, donde se dio a conocer el seguimiento y las acciones preventivas ante la posibilidad de que afecte este ciclón que actualmente es categoría 4, la funcionaria estatal afirmó que todas las instancias que conforman el grupo operativo están listas para actuar ante los posibles efectos.

Ante el director del Organismo de Cuenca Península de Yucatán, José Luis Acosta Rodríguez y autoridades militares, Fritz Sierra precisó que se mantiene una estrecha colaboración con el Sistema Nacional de Protección Civil, así como una actuación consecuente con los protocolos establecidos para ciclones.

Hay 18 millones y medidas preventivas

Se realizan acciones anticipadas, dada la consciencia preventiva y el pronóstico, para preservar la seguridad y salud de todos los yucatecos.

En ese sentido, el Gobierno del Estado hace un llamado a la población a mantener la calma e informarse sobre la evolución del fenómeno natural únicamente a través de los canales oficiales.

Por su parte, el titular de la Coordinación Estatal de Protección Civil (Procivy), Enrique Alcocer Basto, dijo que se mantiene la vigilancia puntual a la trayectoria de este sistema, por lo que se ha emitido la alerta azul en Yucatán, que significa peligro mínimo y aviso de acercamiento.

Leer también: Yucatán logra Polos Industriales del Bienestar

Dio a conocer que los primeros efectos serían perceptibles la noche del jueves 4 de julio sobre los municipios de Chichimilá, Tixcacalcupul, Chikindzonot y el sur de Valladolid. Su punto más cercano sería 20 kilómetros al sur del límite estatal con Quintana Roo y Campeche.

El funcionario estatal señaló que se realizan acciones operativas de acuerdo con el protocolo, como lo son la instalación del Comité de Emergencia estatal y el reconocimiento de los municipios en zona de riesgo.